BUSCAR

31 may. 2010

Hablar seriamente con los niños de entre 3 y 6 años favorece el desarrollo del lenguaje

La manera en que los adultos hablan a los niños de edades comprendidas entre los tres y los seis años tiene una gran infulencia en la adquisición del lenguaje por parte de los pequeños, señalan los resultados de un estudio realizado en Alemania con un total de 150 niños.

En la escuela primaria, los niños se enfrentan a un tipo de lenguaje nuevo: el lenguaje académico, que es el que usan los profesores para explicarles las diversas materias.

Lo que han constatado los investigadores alemanes es lo siguiente: la adquisición de este lenguaje o su integración en el habla de los niños depende, no del colegio, sino de la familia. Así, según la forma en que los padres atiendan a sus hijos durante las conversaciones en casa, los niños pueden pasar a usar ese lenguaje académico de manera natural o no.

Para potenciar que lo integren, los padres deben dar la oportunidad a los hijos de aportar información a las conversaciones en casa, leerles cuentos, contarles historias o mantener con ellos conversaciones sobre temas interesantes.

ShareThis